¿Quieres rootear el Xiaomi Mi MAX 3? ¿No encuentras un tutorial sencillo o que te den un paso a paso específico? Disfruta del nuestro porque es el más sencillo que vas a encontrar.

Cómo rootear el Xiaomi Mi MAX 3

Descubre la manera más sencilla de hacerlo con una división del tutorial en dos partes.

Antes de empezar: Ajustes y preparativos

  • Tendrás que comenzar por tener disponibilidad para trabajar en un ordenador que tenga una versión 7 de Windows o superior.
  • En este, tendrás que descargar una herramienta de root llamada MTKroot y unos controladores para tu teléfono.
    1. Entra AQUÍ.
    2. Dale a la flecha que apunta hacia abajo de los botones que vas a encontrar arriba a la izquierda.
    3. Se te indicará que Drive no te puede asegurar la legitimidad del contenido y se te indicará si deseas continuar; acepta.
    4. Con ello se habrá bajado un documento .zip, pulsa sobre él.
    5. En el menú que se abre, selecciona todos los ficheros que se incluyen y extráelos en el destino que prefieras.
  • Por otro lado, necesitaras conectar tu smartphone al ordenador; lo conseguirás con su propio cable de transferencia de datos, un MicroUSB-USB.
  • Finalmente, tendrás que habilitar dos opciones de tu teléfono. Estas, en principio, están ocultas. Por ello, te dejamos un tutorial expreso para que dejen de serlo y puedas habilitarlas. Esto es necesario para el root porque nos permite trabajar con el bootloader del teléfono así que no te lo saltes.

El root del Xiaomi Mi MAX 3

Después de conseguir estas cuatro cositas, vendría lo que es el root del Xiaomi Mi MAX 3, qie también podemos desglosarlo en otros cuatro puntos con su paso a paso. Tranquilo porque lo explicamos de la manera más sencilla que vas a encontrar en toda la red.

  1. Ejecuta MTKroot. La tienes con todo lo que has descargado del zip. No tienes más que ir a la ubicación escogida y hacer doble clic sobre su icono.
  2. Carga los controladores del Xiaomi Mi MAX 3.
    1. En la interfaz del programa, pulsa en “Drivers”.
    2. Ahora, de los disponibles, en “Qualcomm”.
    3. Con una ventana de búsqueda de archivos abierta, ve a la ubicación donde has extraído los contenidos.
    4. Carga los controladores correspondientes a “Qualcomm”.
    5. Una vez lo hagas, verás que vuelves a “Drivers”, donde está, de nuevo, la opción de “Qualcomm”. Ignórala esta vez y pulsa en “ADB”.
    6. Tendrás que repetir el proceso de carga de los drivers pero, en esta ocasión, haciéndolo con los que indican “ADB” en su nombre.
  3. Conecta tu móvil a la herramienta.
    1. Pon el extremo MicroUSB del cable en el conector correspondiente del terminal.
    2. Ahora enchufa el extremo USB en el puerto USB del ordenador.
    3. Ponlo a cargar pues el proceso, aunque el teléfono esté enchufado,consume más batería de la que va a conseguir.
    4. Cuando consideres empezar, pulsa en !Reiniciar USB”.
    5. Acto seguido, haz lo propio en “Test ADB”. Como resultado, debemos obtener un mensaje en la consola de MTKroot (abajo), que diga que el dispositivo se detectó correctamente. Si no es el caso, habrá que volver a empezar.
  4. Rootear el Xiaomi Mi MAX 3.
    1. Comprobado lo anterior, pulsa en “Ir a Fastboot” para conseguir un reinicio de este tipo en tu teléfono móvil.
    2. Con la opción “Test Bootloader”, que debes pulsar, estarás checkeando que el dispositivo puede ser rooteado.
    3. Es aquí donde, si no has preparado el dispositivo como hemos indicado en el punto de ajustes, aparezca el error en la consola de la herramienta. Si se da el caso, tendrás que empezar el proceso por completo.
    4. Cuando el mensaje sea positivo y te indique que el bootloader está desbloqueado será momento de dar en “Liberar Bootloader”.
    5. Tendrás que hacer una confirmación pulsando en “Aceptar”, pues se trata de un proceso delicado.
    6. Ahora, en tu móvil, verás que se te comienzan a dar una serie de indicaciones que tendrás que seguir (sin desenchufar el teléfono, ¡ojo!).
    7. Cuanto termines, vuelve tu mirada a MTKroot y escoge “Rootear”.
    8. Ahora, pulsa en “ROOT”.
    9. Unos instantes después, u mensaje simple, “OK!”, debería haberte aparecido tanto en la pantalla de tu teléfono como en la consola de MTKroot para indicarte que el proceso ha terminado de manera exitosa.