xperia-z5-series

Hay quien afirma que Sony no es una de las marcas más innovadoras del momento y teniendo en cuenta la evolución de los Sony Xperia Z podemos decir que estamos totalmente de acuerdo. Eso sí, vale que no innovan, pero que cuando lanzan un buque insignia ‘lo petan’ eso es un hecho. Ahora que ya están a la venta todos los suculentos productos de la línea Z5 parece que la compañía comienza a trabajar en lo que será su próximo buque insignia. ¿Quieres saber cómo será el Xperia Z6? Pasa al siguiente párrafo.

Una de las posibilidades que se barajan es que el Xperia Z6 incluya tecnología Force Touch. Por si aún no la conoces, se trata de un sistema mediante el cual algunos sensores son capaces de detectar la presión con la que se toca la pantalla con la finalidad de poderte dar accesos directos rápidos a ciertas funciones. De momento solo Apple y Huawei nos la han presentado pero mucho se habla de que Samsung trabaja en ello para aplicarla a la pantalla de su próximo buque insignia: el Galaxy S7 y Sony, también.

El procesador creemos que será otra de las novedades ya que, siguiendo la historia de Sony, sabemos que siempre apuesta por el más potente del momento sin escatimar en recursos. El último que usó fue el Snapdragon 810 aunque le daba problemas de sobrecalentamiento lo que no le dio muy buena publicidad al Z3 y al Z3+. Sin embargo, se espera que el Xperia Z6 integre el Snapdragon 820 que promete arreglar los problemas de sobrecalentamiento así como presentarse más rápido y eficiente. Si así fuese, quizás podría librarse del sistema de mini-tuberías con el que cuenta para la refrigeración y ahorrar más espacio.

Otra cuestión que se espera encontrar en el Xperia Z6 es un puerto USB tipo-C que además de ser reversible resulta que es mucho más rápido haciendo transferencias. Aparte de esto, se espera que tenga el estándar de carga inalámbrica Qi.

Sobre su diseño, si acaso llegase a prescindir del sistema de tuberías que ahora debe llevar su para refrigerar el procesador, quizás podríamos estar ante un terminal más delgado. Sobre el diseño no esperamos demasiados cambios ya que es a lo que Sony nos tiene acostumbrados.

Seguramente también disfrutaremos de funciones como cristal repelente al agua que ya integra el Xperia Z5. Donde se esperan las novedades es en los materiales de fabricación y los formatos así como también en el software, aspecto que muchos usuarios han criticado por su escasa innovación y también por su bajo rendimiento respecto a los requerimientos del momento. Sobre su presentación, esperamos que se realice en el MWC de 2016. ¡Ansiosos estamos!

artículos similares