La familia Galaxy A de Samsung está ahora mismo situada en la zona intermedia entre móviles de gama alta y media. Las primeras impresiones que nos da a nosotros el Galaxy A90 es que han recortado en algunas características, pero manteniendo la esencia de la marca. En este caso, han tenido en cuenta, sobre todo, el poder realizar mejoras en su corazón. A continuación, vamos a mostrar las características que nos pueden llevar a decantarnos por su adquisición.

Características del Galaxy A90: prestaciones, precio y disponibilidad

Nos gustaría mostrar todos los datos que tenemos por el momento del modelo Galaxy A90 porque puede situarse entre uno de los favoritos de los próximos meses. Quizás en base a esto, y con este pequeño análisis, te decantes por este modelo de dispositivo móvil

Corazón

El Samsung Galaxy A90 incorpora un procesador muy potente de Snapdragon, el modelo 855 64 bits que presentan algunos de los móviles de gama alta más actuales. Vemos que incluye 8 núcleos de 1.8, 2.4 y 2.84 GHz. El chip gráfico es un Adreno 640.

Podremos escoger nuestro dispositivo de 6 u 8 GB de memoria RAM, con un almacenamiento interno de 128 GB, ampliables en la versión de 6 GB por un slot para microSD con capacidad de hasta 512 GB.

En lo relativo al software con el que se va a interaccionar, este dispositivo incluye Android 9 Pie. Además, viene con las aplicaciones Samsung Experience y Samsung DeX/Microsoft your Phone.

Cámara

El teléfono de la marca Samsung tiene un sistema de cámara impresionante, con una cámara triple trasera, sensor principal de 48 megapíxeles, secundario de 8 megapíxeles y un tercero de 5 que se usa únicamente para el modo retrato. Además, la marca incluye inteligencia artificial que permite optimizar las escenas, localización de defectos y estabilización “Super Steady”.

Incluye también una cámara frontal con un sensor de 32 MP cuya apertura focal es de f/2.0. Ofrece, además, la posibilidad de mejorar los vídeos en grupo y los selfies gracias al modo “Live Focus”, que principalmente estabiliza las imágenes.

Aun así, aquí podemos ver cómo no es un modelo premium, al carecer, por ejemplo, de vídeo en slow motion.

Diseño y ergonomía

El diseño de este terminal es bastante interesante. Su tamaño es relativamente grande, aunque bastante manejable, y está hecho en aleación de aluminio. Tiene un diseño con bordes alabeados que le dan un toque mucho más bonito. Su pantalla posee bordes ínfimos y una pequeña hendidura para la cámara.

En la parte trasera se puede ver en el centro el logo de la marca y la triple cámara a un lateral. Todo lo demás es sólo carcasa en tono negro o blanco, con un detalle en la mitad inferior, que parece más brillante que el resto del terminal y está realizada en cristal con formas geométricas. Sus dimensiones son 164.8 x 76.4 x 8.4 mm y su peso es de 206 gramos.

Pantalla

Posee un panel Super AMOLED con 6.7 pulgadas y una resolución FullHD+ (2400 x 1080 píxeles). Lleva Infinity-U, que simplemente es una representación de la marca Samsung para denominar al notch frontal. Este tiene forma de gota de agua.

La pantalla lleva integrada un sensor de huellas así que no es necesario que lo busquemos en la parte trasera del mismo, como en otros modelos.

Batería y conectividad

La batería cuenta con 4500 mAH, por lo que será suficiente para poder mantener esa pantalla tan grande y las necesidades que precisa tener la posibilidad de conexión 5G, ya que esta consume bastante más que el 4G. Además, incluye un sistema de carga rápida de 25 vatios, con el que nuestro dispositivo móvil tendrá en pocos minutos batería para continuar con sus funciones.

Incorpora un adaptador USB de tipo C, WiFi y bluetooth 5.0.

Con todo esto, nuestras primeras impresiones del Galaxy A90 hacen prever que se tratará de un muy buen dispositivo, que cualquier cliente puede adquirir y que cumple con todo lo necesario para el uso diario de este tipo de dispositivos.