Liberar HTC One

Si eres uno de los afortunados que ya disponen del último terminal del fabricante taiwanés, en Movical.Net te ofrecemos la posibilidad de liberar el HTC One sin perder la garantía y con total seguridad.

De esta forma podrás disfrutar de las infinitas posibilidades que brinda con el operador que desees: Movistar, Orange, Vodafone, Yoigo o cualquiera de los OMV del mercado.

Y todo ello conservando la información almacenada, sin moverte de casa y en mucho menos de lo que imaginas.

El recién aterrizado HTC One se ha convertido en el buque insignia de la marca asiática, y se postula como un smartphone de referencia  dispuesto a rivalizar con el mismísimo Samsung Galaxy S4.

No le sobran motivos para ello, pues sólo con echar un vistazo a su hardware sabemos que estamos delante de un dispositivo con grandes aspiraciones. Cuenta con el nuevo procesador Qualcomm Snapdragon 600 de 4 núcleos a 1.7 GHz, y con una memoria RAM de 2Gb.

¿El resultado? Una experiencia de usuario sobresaliente, fluida, estable y sin retardos.

Llama la atención la capa de personalización Sense 5.0 que funciona sobre Android 4.1.2. Ésta opta, en lugar de la pantalla de inicio clásica, por una interfaz que muestra todo el contenido en un único escritorio, lo que sorprenderá a más de uno/a.

En lo referente a la cámara, HTC la ha equipado con su nueva tecnología “UltraPixels”. ¿Qué supone ésto? La firma de Taiwán asegura que con unos modestos 4 Mp se consigue mejorar incluso las imágenes captadas por los sensores actuales de 8 Mp. Además, permite la grabación de vídeo en alta resolución (1080p), e incluso HDR y a cámara lenta.

Si pasamos a hablar de conectividad, el terminal es compatible con la nueva red 4G LTE, e integra Bluetooth 4.0, NFC e InfraRojos, por lo que podrás utilizarlo como mando a distancia.

Otro aspecto a destacar es su cuidado diseño, que transmite calidad y robustez en cada milímetro. El cuerpo, de una sola pieza, ha sido diseñado en aluminio anodizado con líneas rectas y la pantalla está provista de la protección Gorilla Glass 2.

Sus dimensiones son de 68.2 mm x 137.4 mm y 9.3 mm de grosor. Con un peso de 143 gramos no es especialmente ligero, pero dicha “carencia” es compensada por la sensación de aplomo y solidez que transmite en su manejo, lo que se agradece en smarpthones de esta categoría.

En esta carcasa se inserta un generosa pantalla de 4.7 pulgadas dotada con una densidad de píxeles de 486 ppp y 1080p de resolución. Jugar, ver vídeos y navegar es una verdadera delicia.

Puntos negativos

El diseño de una pieza supone ciertos “sacrificios”, como la imposibilidad de reemplazar la batería de 2.300 mAh, que resulta algo insuficiente si se le somete a un uso intensivo.

Tampoco dispone de ranura para tarjeta SD, por lo que habrá que conformarse con la memoria interna de 32 o 64 Gb, dependiendo de la versión adquirida.