Conocemos-el-Meizu-Pro-6

Alta potencia y un precio relativamente bajo. Este es el mercado que intentará conquistar el nuevo Meizu Pro 6 en pocas semanas. Así que ya nos preparamos para recibirlo conociendo sus detalles y posibilidades. Si deseas compararlo con su predecesor, puede hacerlo en nuestro artículo:

Meizu Pro 5, una ‘bestia’ asiática muy asequible

Aunque podremos ver que no es un teléfono innovador, (con un estilo demasiado parecido al iPhone y la última versión del Flyme OS) sí nos presentará diferentes virtudes.

Este nuevo terminal estará disponible al público a mediados de agosto y al precio de 429€.  El Meizu Pro 6 contará con 32GB de almacenamiento en su memoria. También sabemos que existirá otra versión color oro rosado que llegará a unos 64GB, aunque su precio aun es desconocido.

Sus parecidos con el iPhone son muchos, y fáciles de confundir en una primera mirada. Pero, como sabemos, Meizu siempre se encargó de que esto fuera así y no de otra manera. Esto no quiere decir que lo haga ver mal. Al contrario, es un teléfono atractivo y por demás llamativo por sus detalles. Los marcos laterales que lleva en la parte delantera, son ligeramente más angostos que los de un iPhone común. Y por detrás se ven aún más detalles que nos hacen rememorar el iPhone 7: unas pequeñas bandas de plástico que rodean los extremos inferior y superior. Veremos también un flash de 10 LEDs y su lente principal. Sus típicos USB tipo C y el orificio para auriculares, acompañado del altavoz se encuentran en el marco inferior.

Pantalla y Software

La pantalla del Meizu Pro 6 con 5,2 pulgadas se diferencia de sus predecesores y también de otros compañeros como el MX6. Su resolución Full HD da a lugar a una nitidez muy apreciable, con reproducción de color y contrastes muy buenos. Un detalle muy importante en estos teléfonos es el brillo. Y, con sus niveles aceptables permite verse correctamente de casi cualquier ángulo, aun en condiciones de luz fuerte.

Con respecto al software dentro del Meizu Pro 6, sabemos que se instala el Android 6.0 Marshmallow y sobre él, el Flyme OS 5.2, el sistema de Meizu sin cajón de aplicaciones y una navegación gestual. La configuración del menú y sus botones, no es de las más convencionales. Pero aun así, es fácil acostumbrarse y parece mucho más complicada al principio, de lo que realmente será después. El terminal también posee el Force Touch. Gracias a ello, podremos configurar en el teléfono que con diferente presión de los dedos sobre la pantalla, genere acciones diferentes en el menú o dentro de las aplicaciones. Por ahora, solamente fabricantes chinos se interesan en esta herramienta por lo que hace difícil que este método se instale en las grandes compañías.

Rendimiento y Batería

Comenzando con una memoria de 4 GB y, como dijimos previamente, una opción de 32GB de almacenamiento interno y otra de 64 GB, el Meizu Pro 6 también da la bienvenida a un nuevo chip de rendimiento. Un MediaTek Helio X25, con dos núcleos Cortex A-72 funcionando a 2,5 GHz, cuatro A-53 con una frecuencia de 2 GHz, y otros cuatro A-53 a 1,4 GHz. Esto garantiza un rendimiento de muy buena calidad. Los juegos funcionan a gran velocidad, aunque quizás el procesamiento gráfico no sea tan bueno como el Galaxy S7 Edge, pero tampoco lo está un que se encuentre en el rango de precio que aquí estamos hablando. Como en muchos otros, la multitarea puede entorpecer un poco la fluidez del terminal, pero esto no llega a ser una desventaja.

Por otro lado, del uso de la batería por parte del teléfono no podemos decir precisamente lo mismo. El Meizu Pro 6 no tiene el mejor control de energía y esto es algo que a todos nos molesta. Aun así, no lo colocamos dentro de los peores ya que consigue cargarse en muy poco tiempo lo cual ayuda mucho en momentos de apuro. El ahorro de energía siempre depende más del usuario que del producto, así que quedará en tus manos.

Por último, la cámara

El Meizu Pro 6 trae una cámara bastante interesante y aceptable. En los teléfonos chinos, generalmente este no es un elemento para destacar. Pero aquí podremos ver un sensor Sony IMX 230 con una resolución máxima de 21 megapíxeles, con autoenfoque y de tección de fase. Su nitidez es muy correcta pero su reproducción de colores no es muy fiel a la realidad. Las imágenes que toma son muy aceptables, especialmente en buenas condiciones de luz, pero como muchos otros chinos le es difícil adaptarse a lugares oscuros.

Concluimos

Podemos decir que el Meizu Pro 6 sería una buena compra para usuarios de este tipo de terminales. Por bastante menos de 500€ puedes conseguir un gran compañero de viajes que no te decepcionará. Es verdad que muchos usuarios juzgan los teléfonos móviles primero por su cámara y su batería antes que por el resto, pero quizás al Meizu Pro 6 se le debe dar la posibilidad.