Tags Posts tagged with "consejos"

consejos

enfriar el móvil cuando se calienta

enfriar el móvil cuando se calientaEl uso continuado de los dispositivos móviles hace que, inevitablemente y por muy ben que se construyan, estos se calienten. Corremos aplicaciones cada vez más exigentes con hardwares cada vez más potentes que alcanzan ya cifras similares a las de los ordenadores modestos (hay móviles ya con 12 GB de RAM en el mercado) en espacios mínimos. Esto supone que vayamos ganando grados sin darnos cuenta y que, de repente, nos encontremos con la necesidad de enfriar el móvil. Eso es precisamente lo que te ayudaremos a hacer hoy así que guarda este artículo en marcadores para poder ir consultándolo cuando lo precises.

X buenas maneras de enfriar el móvil cuando se calienta

Primeramente, ten claro que el teléfono se va a calentar por correr aplicaciones exigentes durante bastante tiempo, por exponerlo a altas temperaturas (lógico) o por usarlo mientras se carga principalmente. Si esto ocurre sin que lo estés utilizando puede ser síntoma de que alguno de sus componentes no se encuentra en buen estado y es más que probable que los siguientes consejos no vayan a tener resultados en tu caso.

Si es así, lo mejor es acudir a tu garantía para ver qué ocurre con el dispositivo. Lo más habitual, en estos casos, es que la batería se haya estropeado o que se haya filtrado algún malware. En cualquier caso, eso lo debe diagnosticar un experto.

Dicho esto, ahora sí, veamos qué soluciones podemos proponerte para enfriar el móvil unos cuantos grados.

Quítale la funda

Sí, sabemos lo peligroso que es llevar sin funda estos teléfonos de hoy en día que se rompen con mirarlos. Sin embargo, debes saber que esta impide que el aire caliente salga del dispositivo, lo cual hace que los grados vayan en aumento.

Escoge los momentos menos peligrosos como, por ejemplo, cuando estés en el trabajo, en clase, frente al ordenador, comiendo o durmiendo. También, por supuesto, en estos momentos en que notes el calorcillo en las manos, aunque esto signifique dejar de hacer lo que estés haciendo.

Cierra las aplicaciones

Es posible que, simplemente, sea demasiado para tu aparato. Si estás dale que te pego a los marcianitos y a algunas cosas más, escoge un ar de ellas y cierra lo demás.

Ojo al segundo plano

Casi más culpa tienen las apps que se quedan ejecutadas en segundo plano. Estas son aquellas que has abandonado pero no has cerrado y, por tanto, se quedan consumiendo recursos. Procura mantener el segundo plano siempre limpio, tanto para enfriar el móvil como para no consumir batería inútilmente.

Apaga el smartphone

Dale un respiro. Cuando no lo uses o cuando esté empezando a ponerse caliente apágalo y déjalo descansar. Piensa que este trabaja 24/7; necesita su tiempo de descanso.

No recurras a apps de enfriamiento

Estas son, en esencia, limpiadores (no te van a aportar nada nuevo, sólo decirte qué estás usando y puedes cerrar o qué no usas y debes eliminar) y correrlas ya hace que la temperatura suba de por sí.

Usa su cargador

Es más que probable que, si le has puesto el cargador de otro móvil, o peor, uno de esos que venden por 4 perras de dudosa calidad, este esté haciendo estragos en tu dispositivo sin que te des cuenta, sobre todo, como es lógico, restándole calidad y funcionalidad a la batería, que debe sobreesforzarse y, con ello, calentarse.

Deja el teléfono a cubierto

No lo expongas a altas temperaturas. Esto es, no lo lleves a la playa ni salgas a jugar a Pokémo GO a las 4 de la tarde en pleno julio. Es un consejo que parece tonto pero es más que lógico. Al igual que nosotros cogemos temperatura bajo el sol los aparatos también lo hacen.

Haz limpieza

Borra tanto las aplicaciones que no uses como todo tipo de archivos duplicados o que no te hagan falta. No olvides, también, darle una pasadita a la caché de vez en cuando. Si vas sumando te darás cuenta de todo lo que tu móvil está soportando inútilmente.

móvil de gama media en 2018

móvil de gama media en 2018Son tantos los terminales que podemos encontrar en el mercado, que se nos hace muy difícil escoger uno. La decisión final seguramente la determinará nuestro gusto o algunas prestaciones que dejen atrás a otros terminales. También será muy importante la relación calidad-precio o el presupuesto con el que contemos. Pero de todas maneras, ¿qué especificaciones debemos esperar que tenga un buen móvil de gama media en 2018?

¿Qué detalles son los que debemos revisar para hacernos un con móvil de gama media en 2018?

Antes de tomar una decisión sobre esto, debemos fijarnos en una serie de características que son las que van a permitir que tomemos una buena decisión y escojamos el móvil, cuyas funcionalidades sean las que realmente nos hacen falta. A continuación, te mostramos varias cualidades que hay que revisar.

Diseño

Los acabados que antes estaban relegados a los móviles de alta calidad han pasado a ser parte también de los móviles de gama media. Esto ya es cuestión de gustos, ya que puede parecerte más bonito un móvil mate que uno con estética más brillante. Si escoges un dispositivo en color mate tendrás la seguridad de que resistirá mejor a la suciedad y el acabado será más sobrio. Si, por el contrario, prefieres un acabado en cristal o aluminio pulido tendrás un móvil más vistoso.

En el apartado relativo a las dimensiones, los móviles de gama media también se están adaptando a un decrecimiento de los marcos delanteros, lo que hace que el tamaño de la pantalla sea más grande y se aproveche mucho más. Nos encontramos ante teléfono con un peso y tamaño relativamente intermedio y que mantienen un diseño ergonómico y funcional.

Algunos ya están introduciendo paneles curvados que se asientan mejor a la mano del usuario; aunque estos tienen la contraprestación de que no se hacen protectores que se adapten aún a estos diseños.

Pantalla

El tamaño de pantalla habitual en este tipo de dispositivos está entre 5,2 y 5,7 pulgadas. La longitud de la diagonal de esas pantallas es de 13 a 14,25 centímetros de diagonal. Así que, como puedes observar, al ser pantallas con tan poca diferencia te vamos a recomendar que escojas la de mayor tamaño.

Hoy en día pasamos muchas horas disfrutando de contenido en internet o de tipo multimedia, por lo que cuanto más grande sea nuestra pantalla, mejor vamos a poder ver nuestras aplicaciones y contenidos favoritos.

En el caso de tener que seleccionar entre paneles OLED o IPS, te adelanto que la mayor parte de móviles de gama media llevan panel IPS, ya que los colores son buenos y el contraste también lo es. Se recomiendan los móviles con resolución Full HD de 1920 x 1080 píxeles. La densidad de píxeles por pulgada es más o menos de 400 ppp, lo que hace que sea perfecta para la utilización diaria.

Cámara

Imagino que también querrás que tu móvil tenga una cámara buena entre sus especificaciones para poder reflejar tus mejores momentos del día a través de fotografías o vídeos. Pues para escoger la mejor debes fijarte en varios detalles. El primero de ellos es la apertura de la lente. Lo mejor es que ésta sea de f/2.0 o superior (cuanto más pequeño sea ese número mejor, puesto que será el reflejo de luminosidad y buena calidad).

Se han añadido algunas mejoras que pueden ser el punto de inflexión en la decisión: enfoque láser para mejorar la nitidez de las imágenes tomadas o flash de doble tono para ampliar la profundidad del color.

Muchos móviles medios llevan ya incluída la cámara doble, que tiene muchas funcionalidades y te permitirá jugar con los detalles de color o profundidad del ambiente donde se realiza la fotografía.

En cuanto a número de píxeles… no te fíes ni un pelo. Son realmente engañosos y una cámara de 8 MP puede hacer mucho más que una de 13 MP; depende de otros muchos factores.

Memoria RAM

Generalmente, todos los dispositivos de gama media tienen entre 2 ó 3 GB de memoria RAM. Si lo que vas a hacer con tu teléfono es un uso sencillo y habitual (redes sociales, llamadas, navegación por internet y algunos juegos) no necesitas entre las especificaciones de tu smarphone una RAM que tenga mayor cantidad de memoria.

Yo te recomiendo que si vas a precisar de la apertura de múltiples aplicaciones al mismo tiempo o si el uso que pretendes darle a tu móvil es el de trabajar, debes tomar un móvil con una capacidad mínima de RAM de 3 GB.

Procesador

El principal fabricante de procesadores es Qualccom, aunque también existen modelo de MediaTek, los cuales se caracterizan por su alta potencia y fiabilidad. La gran mayoría de ellos poseen de 8 a 12 núcleos, todos ellos con una frecuencia mínima de 1,8 Hz. Si bien, un procesador medio tendrá entre 4 y 8; no es necesario más, sobre todo si el modelo es actual.

Batería

Se recomienda adquirir un móvil con batería de gran capacidad, sistemas de ahorro de la batería y, si es posible, tecnología de carga rápida. Esto no es nada el otro mundo y en el aspecto de batería no hay demasiada diferencia entre gamas.

Sistema Operativo

Generalmente, si contamos con un presupuesto reducido, hablaremos de móviles que tienen sistema operativo Android. Te recomiendo que selecciones uno con la versión 6.0 (Marshmallow) o 7.0 (Nougat).

Así es como se va a configurar un móvil de gama media en 2018. Ya sabes, si quieres algo mejor, toca rascarse el bolsillo.

configurar el móvil para que sea seguro para niños

configurar el móvil para que sea seguro para niñosHoy en día, está comenzando a crearse una moda en la que los padres permiten el uso de la tecnología a los niños de manera prácticamente indiscriminada. En algunos casos, no existe demasiada preocupación, pero en otros, los padres tratan de preparar su teléfono para poder controlar la utilización que vaya a realizar el pequeño y así evitar problemas. Pero, ¿cómo puedes configurar el móvil para que sea seguro para niños?

Un niño menor de dos años no debe pasar tiempo delante de una pantalla y los mayores de esa edad deben hacerlo durante un máximo de dos horas en total (incluyendo televisión).

Ahora vamos a presentar los consejos que pueden utilizar los padres para controlar y evitar el uso indebido de las pantallas.

Consejos para evitar el uso indebido de pantallas por niños

Existen muchas maneras de poder configurar el móvil para que sea seguro para niños y, de esta manera, evitar su uso indebido. A continuación, mostraremos una serie de consejos que pueden ser muy útiles en el control de la utilización de nuevas tecnologías por nuestros hijos.

Bloquear la pantalla

Cuando prestemos a los niños nuestros móviles debemos estar siempre pendientes de lo que los menores hacen durante el tiempo que se lo hemos dejado. Por ello, debemos tener el sistema de bloqueo activado, tanto por código PIN como por huella dactilar o patrón.

Es posible que el código PIN o el patrón se lo puedan aprender, por lo que recomendamos utilizar la huella como el método más seguro. Se puede utilizar como segundo método de desbloqueo. Podemos hacerlo desde los ‘Ajustes’ en la zona de ‘Seguridad’.

Hacer que las compras en Google Play sean más complicadas de realizar

Sin querer hacerlo, es posible que nuestros hijos accedan a la tienda de aplicaciones de nuestro teléfono y realicen alguna compra. Para evitar esto, Google nos ofrece la posibilidad de proteger nuestras compras con una contraseña o la propia huella dactilar.

Esto se puede activar desde Google Play, en el apartado de ‘Ajustes’, tomando la opción ‘Pedir autenticación para realizar compras’.

Usar el control parental de Google Play

Esto es lo primero que debe estar activado antes de cederles nuestro móvil a los pequeños. Lo que hace es controlar el acceso de nuestros menores a contenido que no sea apto para ellos.

Se puede activar desde la configuración de Google Play, activando el control parental. Existen opciones específicas para cada grupo de contenido (Vídeos, Música y Aplicaciones).

Control parental en Youtube

Existe mucho contenido colgado en esta plataforma que queremos que nuestros hijos no puedan ver. Para poder impedir que se vean contenidos demasiado explícitos hay que acceder a la aplicación o perfil de Youtube y acudir al apartado de ‘Ajustes’. Se debe activar, en la zona, ‘General’ el ‘Modo Restringido’.

Descargar el modo para niños de algunas aplicaciones

En este modo para niños se crea un control por el cual los pequeños no puedan estropear nada y que, además, los contenidos a los que accedan sean controlados. Para poder omitir este modo se debe introducir un PIN que los pequeños no conozcan.

Existen, en el caso de los móviles Android, unos launchers que se encargan de poder generar un entorno seguro y limitado para los niños pequeños.

Crear un usuario para el niño

Android nos da la posibilidad de crear varios usuarios para un mismo terminal por lo que se recomienda que se dedique un período de tiempo para crear un perfil para los más pequeños. Desde esta opción se puede configurar todo lo que el niño pueda utilizar. Además, podremos aplicar todo lo que estamos conociendo a lo largo de este artículo.

Desde esta opción se pueden controlar incluso las aplicaciones que estarán instaladas y se podrán utilizar en ese perfil. Para mi gusto es una de las opciones para configurar el móvil para que sea seguro para niños más interesantes, ya que podemos controlar completamente el uso que el pequeño le va a dar a nuestro terminal. Además, no nos limitamos nuestro propio perfil; el tener que bloquear y desbloquear opciones hace que podamos cometer algún error.

Evitar un alto consumo en datos

Esto no crea un perjuicio directo sobre el niño, pero lo que sí que puede hacer es hacer daño a nuestro bolsillo. Si el terminal se conecta de la red WiFi puede provocar que aumente el consumo de datos.

Para evitar esta situación, hay que deshabilitar el uso de ciertas aplicaciones cuando no exista una conexión vía WiFi a Internet. En Youtube correspondería a la inhabilitación del modo HD y en otras aplicaciones a evitar la autoreproducción de vídeos, sobre todo en redes sociales.

No te olvides de, antes de ofrecer tu móvil o tablet a un niño, desactiva los datos móviles. Suele ser tan sencillo que se puede hacer desde los ajustes rápidos del dispositivo. Así que anímate a configurar el móvil para que sea seguro para niños.

protegerse en WiFis públicas

protegerse en WiFis públicasCuando nos conectamos a redes de dominio público no nos damos cuenta del riesgo que en realidad estamos corriendo. Debemos proteger nuestros datos, porque, aunque no nos lo parezca, siempre hay piratas esperando a que nos distraigamos para tratar de robar nuestra información. De ahí que en este post tratemos de explicar cómo puede una persona protegerse en WiFis públicas?

Nos conectamos para no perder nuestros datos

Uno de nuestros miedos, a medida que va avanzando el mes, es el de quedarnos sin datos cuando agotamos la tarifa que tenemos contratada. Esto hace que todos los lugares donde podemos acudir estén adaptándose a los medios para poder proporcionar WiFi a sus clientes mientras que están disfrutando de una consumición. Pero, ¿sabemos los peligros a los que nos enfrentamos cuando conectamos nuestros dispositivos a una red WiFi pública? ¿Cómo puede afectar eso a nuestra seguridad?

El primero y más evidente es que todo el mundo puede ver que nosotros estamos conectados a esa red. Además, esto incluye que cualquier atacante puede colarse en el tráfico que se da para captar nuestros datos, antes incluso de que estos lleguen a su propio destino.

Redes Wifi Abiertas

Los atacantes no solo atacan en lugares cubiertos, sino que también crean redes en la propia calle a la que cualquiera puede acceder de manera gratuita. Una vez que el usuario víctima se ha conectado, el atacante (por donde pasan todos los datos) puede intentar leer todo lo que se transmita o cambiar los paquetes que le resulten importantes.

Trucos que podemos utilizar para protegernos

A lo largo de este post vamos a explicar todos los trucos que conocemos para que no nos puedan atacar cuando nos conectemos a cualquier tipo de red, esto es, veremos cómo protegerse en WiFis públicas.

Utilizar siempre HTTPS

Es un gesto muy sencillo. Se trata de intentar conectarnos siempre a webs que tengan en su dirección una ‘s’ tras el ‘http’, ya que esto certifica que estamos trabajando con una web privada y segura. Solo tendríamos que fijarnos, aparte de en la propia dirección, si se ha cargado una imagen con un candado. Esto suele estar recomendado casi siempre para cualquier tipo de conexión.

Cifrar la conexión con una VPN

El paso anterior es muy complicado de llevar a cabo aiempre, puesto que hay muchas webs que aún no utilizan la ‘s’ de ‘seguras’, así que es un consejo que no siempre nos sirve.

Algo que podemos conectarnos a Internet siempre a través de unos servidores concretos. Este gesto se suele hacer siempre para conexiones de empresa, ya que la conexión entre nuestro dispositivo y la VPN siempre estará bajo cifrado. Lo malo de las VPN es que pueden recopilar todo lo que hacemos para pasárselo a los anunciantes previo pago. De ahí que a los usuarios se les recomienda que no utilicen VPN gratis, sino que hagan uso de programas de pago que no trabajan con anunciantes.

Una conexión VPN permite crear una red local sin necesidad de que sus integrantes estén conectados entre sí. Obtiene todas las ventajas que puede tener una red local, con mucha más flexibilidad. Genera un túnel de datos mediante el cuál tu tráfico va a través del proveedor de Internet, pero se dirige luego al servidor VPN. A partir de ese momento, tu conexión estará cifrada, de manera que tu proveedor no sabrá a dónde estás accediendo, pues tu dirección IP será la creada por la propia VPN.

No te conectes automáticamente

Muchas veces se guardan las contraseñas y usuarios de diferentes lugares para evitar tener que escribirlo y así ahorrarnos unos minutos. Esta práctica solo servirá para ponerte muchísimas veces en peligro.

Revisa que tienes activada la opción que impide que tu dispositivo se conecte automáticamente. Es mucho mejor que tengas que confirmar la conexión cada vez que te vayas a conectar a que tengas que lamentar disgustos mucho mayores.

Revisa lo que compartes

Desactiva la función de compartir cosas cuando te encuentres fuera de tu red privada. Con esta pequeña e inofensiva acción estás cortando a cualquier hacker la opción que tiene para penetrar en tu sistema conectado a la red pública.

Mira bien el nombre de la red a la que te conectas

Es muy sencillo realizar la consulta al personal del lugar donde te encuentres para saber el nombre de la red a la que te conectes. Si te dejas llevar por una elección inadecuada, puedes ser víctima de una conexión maliciosa. Protégete en las WiFis públicas, no seas un caramelito al que atacar.

Doble factor de autenticación

Se trata de una medida previa al acceso para asegurarle a un usuario que sólo es él quien puede entrar en un sitio web. En primer lugar, cuando se trata de acceder a un lugar se pide usuario y contraseña y, tras ese paso, se puede obtener un código o un texto que se enviará a tu móvil para confirmar que eres tu la persona que está accediendo.

Todas estas medidas, unidas a la adquisición de un buen antivirus, un gran firewall y la lectura de los términos y condiciones que aparecen al conectarse a un sitio web son la serie de buenas prácticas que pueden marcar la diferencia entre protegerse en WiFis públicas y exponerse en exceso a un acceso ilegal. Así que pon en práctica todas y cada una de ellas y libérate del riesgo a ser atacado.

lag en el Google Pixel 2

lag en el Google Pixel 2El Google Pixel 2 fue uno de los teléfonos que pisó más fuerte el pasado año 2017; un teléfono tope de gama de la compañía estadounidense, con un diseño y unas prestaciones todoterreno que se ha mejorado respecto al modelo anterior. Además, al ser un terminal de Google, en el apartado de software es una auténtica maravilla ya que, como nos podemos imaginar, las actualizaciones son constantes. No obstante, la última actualización en llegar al dispositivo ha causado cierto lag en el Google Pixel 2. Si a ti también te ha ocurrido no te preocupes porque la solución es muy sencilla. ¡Vamos a verla a continuación!

Google Pixel 2, el teléfono tope de gama estrella de 2017

El Google Pixel 2 es un teléfono con una pantalla OLED de 5 pulgadas y resolución Full HD. Con 64 o 128 GB de almacenamiento, ofrece 4 GB de RAM. El teléfono incorpora una cámara trasera 12.2 megapíxeles y una cámara frontal de 8 megapíxeles. La batería del terminal es de 2700 mAh y está disponible en azul, negro y blanco. Un teléfono con unas prestaciones fantásticas pero que nos ha dado una sorpresita desagradable.

¿Cómo solucionar el lag en el Google Pixel 2?

Si tienes tu Google Pixel 2 lagueado y te estás volviendo loco por encontrar una solución, tranquilo porque esta no tiene nada de complicado. Es algo que prácticamente todos los usuarios de Android hemos hecho alguna vez en nuestros teléfonos cuando notamos que estos fallan o van lentos: reiniciar el terminal.

Sí, solucionar el lag en el Google Pixel 2 tras su actualización es tan sencillo como eso. Simplemente tienes que reiniciar el teléfono para que el lag desaparezca y así vuelva a funcionar como hasta ahora.

Merece la pena destacar que el Google Pixel 2 lagueado no es un problema que afecte a todos los terminales. Sólo se han dado algunos casos, pero aún así es importante encontrar una solución al problema porque no hay nada más incómodo que utilizar un teléfono en estas circunstancias, sobre todo cuando puede dar tanto de sí.

Como puedes comprobar, el lag en el Google Pixel 2 no es algo de lo que debas preocuparte. Si notas que tu teléfono va más lento después de la última actualización, simplemente tienes que reiniciarlo y punto. A partir de ahí, podrás seguir disfrutando de tu dispositivo como lo venías haciendo; además, al ser propiedad de Google, el software es muy rápido y estable. Es un teléfono que merece muchísimo la pena.

Alargar la vida del móvil

Según un estudio que realizó Sony y que presentó durante el Mobile World Congress del año 2014, la mitad de los españoles cambiaba de móvil cada año. Esos datos sospechamos que han ido en aumento, la cuestión es por qué: ¿somos unos geeks sin remedio o quizás se nos estropee el móvil más a menudo de lo que debería? Si lo tuyo es por geekismo, nada podemos hacer contigo, pero si has llegado a pensar que es imposible que un smartphone te dure más de un año, seguramente hay algo que estás pasando por alto. Te contamos cómo puedes alargar la vida del móvil. 

Alargar la vida del móvil

¡Cuidado con la pantalla!

Es la parte más delicada del móvil, junto con la carcasa, y tenemos la costumbre de llevar éste junto a llaves en bolsos y bolsillos con lo que es muy probable que se termine rayando. Mejor aún que tomar esta precaución es tomarla cuando ya has instalado un protector de cristal templado en tu móvil y has colocado una carcasa.

No te sientes sobre él.

Parece un consejo para alargar la vida del móvil demasiado evidente, ¿verdad? Pues muchos aún llevamos el móvil en los bolsillos traseros y terminamos sentándonos sobre él sin darnos cuenta.

Vigílalo.

Si dejas tu móvil a un niño, no solo debes preocuparte de que pueda hacer un mal uso de las aplicaciones del teléfono, sino también de que pueda ser muy brusco usándolo o de que pueda resbalarse y caerse de sus manos.

Nada de sol.

Uno de los más importantes consejos para alargar la vida del móvil es alejarlo del sol. Las altas temperaturas pueden provocar que a la larga el terminal acabe fallando.

Y de agua tampoco.

Por mucho que tu móvil sea resistente al agua es mejor que no lo expongas demasiado a este elemento. Ten en cuenta que esta resistencia no está pensada para llevarla al límite sino para proteger a nuestro terminal de imprevistos.

Ojo con la batería

Existen muchos mitos sobre la batería como aquel que afirma que para que dure más tiempo es necesario dejar que se descargue completamente y cargarla de nuevo hasta el 100%. Los expertos afirman que no es necesario hacer esto sino que lo conveniente es realizar cargas pequeñas que permitan mantener los niveles entre el 30% y el 80%. Además, recomiendan poner a cargar la batería tan pronto como aparezca el aviso de batería baja. Por último, es importante que uses un cargador adecuado.

¿Qué otros consejos añadirías a la lista y que te hayan servido a ti? ¿Qué factores crees que son los más influyentes para alargar la vida del móvil?

Cómo prolongar la autonomía de tu móvil

 

Cómo prolongar la autonomía de tu móvil

Hay equipos que no tienen ningún problema de autonomía gracias su tremenda capacidad de carga. Pero si no es tu caso, tomar las precauciones necesarias para prolongar la autonomía de tu móvil puede ser la diferencia entre llegar al final del día o quedarse a mitad de camino.  ¡Presta atención a estos consejos!

Consejos para prolongar la autonomía de tu móvil

No necesitas ningún conocimiento técnico especial para poder aplicar estos consejos. Échales un vistazo, te permitirán administrar la carga del equipo de manera más eficiente:

Evita las temperaturas extremas

Las temperaturas extremas pueden perjudicar el correcto desempeño de la batería e incluso dañarla, por lo que es mejor mantener el móvil alejado de focos de calor o ambientes demasiado fríos.

Recárgala cada vez que lo creas necesario

Aunque esta indicación puede parecer obvia, tiene su fundamento. Las baterías utilizadas hace más de una década sufrían del llamado “efecto memoria”, por lo que era necesario esperar a que se descargaran por completo antes de realizar una nueva carga. Este problema fue superado con la incorporación de las baterías de ion de litio, que pueden ser recargadas en cualquier momento sin afectar su rendimiento o capacidad total de carga.

Eso sí, poseen una cantidad limitada de ciclos de carga y descarga completos. Descargar una app que te permita conocerlos te ayudará a saber cuando se acerque el momento de cambiar de batería.

Apaga las funciones innecesarias

Seguramente hay muchas funciones que no utilizas de manera constante y otras que no utilizas para nada. La ubicación, el GPS, Wi-Fi, algunas apps en segundo plano y demás pueden ser desactivadas, apagadas o finalizadas fácilmente desde los ajustes de tu móvil para ahorrar batería.

Reduce el brillo de pantalla

La pantalla es uno de los componentes que más carga consumen. Bajar los valores de brillo o activar la opción “Brillo automático” es fundamental si quieres ahorrar batería.

Utiliza el modo de ahorro de energía o el modo avión

Cuando vayas a utilizar el móvil solo para llamadas puedes activar el “modo de ahorro de energía”. Este modo desactivará todas las demás funciones produciendo una reducción del consumo. En caso de que tu equipo no cuente con esta característica, utiliza el “modo avión”, que también desactivará las llamadas.

Descarga una app de optimización de batería

Hay muchas aplicaciones de optimización de batería que te ayudarán a prolongar la autonomía de tu móvil. Algunas de ellas son automáticas y otras de utilización manual: sigue el enlace para conocer algunas de las mejores opciones.

Eso es todo, con estos seis consejos seguramente lograrás prolongar la autonomía de tu móvil y disfrutarlo durante todo el día. Cuéntanos los resultados en los comentarios, ¿tienes algo para agregar?

Los-5-tips-que-necesitas-saber-para-hacer-tu-smartphone-más-seguro

Los-5-tips-que-necesitas-saber-para-hacer-tu-smartphone-más-seguro

Los teléfonos inteligentes han tomado un lugar importante en el día a día. Esto genera que la seguridad del contenido que llevamos en los equipos sea muy significativa. En vistas de esta prioridad, hoy hablaremos de los 5 tips que necesitas coocer para hacer tu smartphone más seguro.

Ante el riesgo de que el terminal pueda perderse y caer en manos ajenas, una de las soluciones más extendidas es seleccionar y configurar un PIN o una clave de seguridad que garantice que sólo el dueño del dispositivo pueda acceder a él y su contenido. Estos pueden ser códigos de números, patrones de bloqueo o, en los smartphones de gama alta más modernos, sensores de huella dactilar. Todos estos métodos contribuyen a asegurar nuestras fotos, videos, contactos, contraseñas y correos electrónicos.

Siguiendo con los riesgos de extravío o robo, algo que proporcionará mucha tranquilidad a cualquier usuario es realizar copias de seguridad frecuentemente. Si el contenido importante de tu teléfono móvil se encuentra guardado también en otro dispositivo, entonces no habrá forma de que lo pierdas.

Una de las funciones que más usamos es la descarga de aplicaciones. Se han diseñado apps para todo tipo de gustos y necesidades. Sin embargo, siempre es importante chequear la procedencia de estos programas. La primera recomendación es realizar todas las bajadas desde las tiendas oficiales de descarga de cada sistema operativo (Google Play, iTunes, tienda Windows). El hecho de que sean oficiales nos da la seguridad de que las aplicaciones cumplen con muchos requisitos para nuestra seguridad.

Otro de los tips que necesitas conocer para hacer tu smartphone más seguro es el de los permisos en las aplicaciones. Es muy común que en la descarga de todo tipo de apps, se nos pida acceso a mucha información (como la ubicación GPS o los datos de tu conexión WiFi). En estos casos, debemos asegurarnos por completo de la procedencia de las aplicaciones y leer cuidadosamente a la hora de aceptar estos términos de uso.

Por último, las conexiones a redes inalámbricas WiFi pueden ser arriesgadas. Cuando necesitas acceder a una red pública debes, imprescindiblemente, evitar algunas acciones como realizar transferencias bancarias, cambiar contraseñas de correo electrónico o perfiles en redes sociales. El conflicto aquí es que podrías estar dejando información en malas manos.

Estos son los 5 tips que necesitas saber para hacer tu smartphone más seguro. Si los seguimos, podremos estar tranquilos con los datos importantes que guarda nuestro teléfono inteligente.

Otros artículos que también podrían interesarte:

síguenos